¿Cómo lograr que mi hijo juegue sólo?

El juego independiente es algo escaso en los niños de hoy, son pocos los que logran resolver sus momentos de no actividad inventando sus propios juegos.

 

No entendemos la razón, pero parece que los niños de hoy en día son mucho más dependientes de sus padres o el adulto cuidador para encontrarle sentido al juego.

 

Parece paradójico, pero el juego sólo e independiente le permite al niño fortalecer su propio mundo interior, conocerse y llenarse de confianza y herramientas para socializar con sus pares y tomar decisiones con seguridad.

Dra. Annie de Acevedo

Reconocida psicóloga experta en temas de familia y crianza. 

Como todo lo relacionado con la crianza, no te vayas a los extremos. El juego sólo se debe limitar a un momento del día, debe haber muchos otros en el que los padres o sus cuidadores deberían disfrutar jugar también.

 

Así se crean bases sólidas de su desarrollo emocional al saberse cuidado, protegido, amado y acompañado, tanto como para poder pasar momentos a solas tranquilamente.

Pero en tiempos de pandemia, además de los beneficios para el niño, es una necesidad de sus padres con el fin de poder atender sus múltiples actividades en el hogar y en el trabajo virtual y no tener la carga moral de ver a tu hijo pegado a una pantalla…porque para esto sí que no necesitan entrenamiento…

 

A partir de los dos años, un niño promedio ya tiene la capacidad de jugar solito, así que aquí te damos estos consejos prácticos para que logres esos tiempos de tranquilidad en casa, estando todos despiertos y sin celulares en la mano….suena a paraíso.

1. Diseña un espacio especial para el juego:

Lo primero que debes garantizar es su seguridad, así que un espacio en el que no corra peligro es lo principal.

  • Muebles asegurados: Ojalá no haya muebles alrededor, pero si los hay, lo ideal es que estén sujetos a la pared para que no tengan riesgo de caer si el niño trepa en ellos.
  • No aparatos eléctricos: Los cables suelen llamarles la atención, así como las tomas eléctricas. Retira todos los aparatos que estén conectados y bloquea o tapa las tomas eléctricas.
  • Buenos juguetes: Verifica que sus juguetes cumplan con las condiciones de seguridad para que él pueda manipularlos sin supervisión y lo suficientemente atractivos para que lo haga: Rompecabezas, libros, bloques de armar o apilar

 

  • No pantallas: la mayoría de los niños de ahora van a preferir ver una pantalla antes que jugar solos; así que asegúrate de no ofrecerles esta alternativa como primera opción.

Rompecabezas en cubos

Estos cubos de madera les ofrecen una combinación de colores y sonidos diferentes en cada cubo. Los cubos se asemejan a un rompecabezas porque si se arreglan adecuadamente, el niño encontrará 4 animales diferentes.

2. Empieza poco a poco

Cuanto antes empieces a enseñarle a estar solo por periodos cortos, será mejor para todos.

Empieza haciendo juego de piso juntos, construir algo, jugar con los carros, hacer conversaciones con los autos o los muñecos, etcétera y de vez en cuando te levantas y le explicas que debes hacer algo distinto como atender una llamada, revisar algo en la cocina que no te tome más de 5 minutos y vuelves.

Asegúrate de que tenga a su alcance 2 o 3 opciones de juego diferentes, pero no tantas como para que se abrume y no sepa cual elegir.

3. Mantente cerca y alerta

Debes estar siempre lo suficientemente cerca como para supervisar su seguridad y que la esté pasando bien. Pero no interrumpas sus diálogos, canciones o actividades, finalmente es su juego y lo hará a su manera.

También podría interesarte...

Comparte en tus redes

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp